Comparte esta nota:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on TumblrEmail this to someone

Este viernes se estrenó la adaptación cinematográfica de Assassin’s Creed, es una pieza difícil pues, a diferencia de lo que se ha dicho, no la encuentro fallida, pero entiendo que sus problemas pueden resultar en exceso evidentes cuando se compara su tercer acto con el de Rogue One (siendo contemporáneas no dudo que eso haya pasado). Los invito a leer mi opinión sobre la película basada en la exitosa franquicia de videojuegos de Ubisoft

– INCLUYE SPÓILERS SOBRE JUEGOS Y PELÍCULA, ESTÁN ADVERTIDOS –

ENTRE EL CANON TE VEAS

En principio es una apuesta juzgar si la película ocurre en el universo de los juegos o no, aunque Ubisoft declaró hace meses que en efecto la cinta es “una historia real de Assassin’s Creed” junto a los juegos, libros y cómics. Aún así, es posible dar un argumento efectivo para cada lado, tratemos de ahondar en este complejo asunto.

Pensando que no ocurre en el mismo universo, la postura de Abstergo frente al Animus es la mejor carta: la película ocurre en 2016, de hecho muy cercano al día en que suelen estrenarse los juegos de Assassin’s Creed anualmente. De acuerdo a los videojuegos, para este año Abstergo conoce suficiente sobre lo ocurrido al Sujeto 17 como para medir los peligros del Efecto de sangrado.

El modo en que hablan de la Manzana del Edén y sus características también contrasta con lo que se sabe sobre las piezas del Edén en los juegos -en la parte más compleja y controversial de éstos.

Assassin’s Creed Discovery, único juego de consolas que no he jugado e ironicamente, aunque pequeño y secundario, es el que podría vincularse más a la película por zona, personajes y año. Con la aparición de Cristobal Colón como pieza fundamental del rompecabezas, quizá alguien podría unir o separar la película de los juegos.

Típico que el Caza-Muñecos está arreglado

SOSPECHOSOS COMUNES

Fuera de estas consideraciones que podrían trabajarse sin mucha dificultad en el canon, hay pistas que suenan a los juegos, aunque los lugares hacia donde lo hacen son pequeños, hay personajes descendientes de identidades canonicas en la películas, la protagonista de un juego secundario y un personaje menor en otro juego que podría considerarse secundario.

Yo juraría que he visto al protagonista de Unity claramente, no se si me arriesgaría a decir que hay un personaje de Chronicles India o Altair como otros fans han mencionado, pero Arno Dorian me parece presente y su aparición de nuevo parece reforzar el canon porque Arno es un personaje cuyo descendiente no conocemos del modo en que conocemos al de los Kenway y Ezio.

“Disculpe ¿tiene mostaza Gray Poupon?”

ERRORES QUE SE REPITEN

La película parece no haber aprendido de uno de los errores capitales de Unity: creó un personaje femenino interesante sólo para descartarlo por man-main: María es uno de los aciertos de la película y su extraño final le pesa a un par de secuencias en el pasado que por lo demás cumplen su cometido.

Tras lo ocurrido con Elisé, Cristina, la madre de Connor -No Mary Reed porque eso es histórico- y con el exito de Evie Frye, uno pensaría que Ubisoft andaría atras de los guionistas con mayor fuerza, pero ya vimos que no, eso no sucedió.

Así es María, tan caliente y fría, y si te la bebes de seguro te va a matar

TODO TIEMPO PASADO FUE MEJOR

En el pasado la acción tiene una perfecta coreografía, sin embargo afecta la inmersión por el poco tiempo que pasamos allí.

Los juegos, con su amplio margen de tiempo, hacen que te acostumbres a las ciudades o a los entornos antiguos. Sus momentos más memorables son descubrir grandes arquitecturas historicas vía sincronización lo mismo que pasar tiempo por las calles mirando gente bien o mal programada, vendiéndote la idea de la reconstrucción digital.

Por esta misma reconstrucción digital le doy un descanso a los efectos especiales, su objetivo es rellenar las memorias, dar un ambiente, se tolera que no sean perfectos porque son visiones vagas y recreaciones tecnológicas en sí mismas. Quizá otra película debería ser juzgada por ellos, pero no creo que ésta deba serlo, es parte de su estructura y universo.

Las tres secuencias en el pasado son buenas escenas de acción que no construyen demasiado bien al ancestro, quizá del mismo modo en que el primer Assassin’s Creed falla en decirnos mucho sobre Altair.

Igual que aquel primer juego, la intriga en el presente logra equilibrarse con la inmersión del pasado. El presente sale muy bien librado hasta llegar al final del Acto 3.

Al menos actuó mejor que cuando muere en The Dark Knight Rises

LA CAÍDA LIBRE EN EL TERCER ACTO

La franquicia de Assassin’s Creed no se caracteriza por librar correctamente el presente de forma consistente. Lo logra en los primeros dos juegos, en el tercero lo hace de forma perfecta (es el pasado el que cojea bastante), mientras que en la cuarta entrega logra recuperar, con un concepto harto raro y dificil de ejecutar, y el 5to-3ro (Es complicado) se ve afectado por su fracaso allí, desde entonces el presente existe pero es más un pretexto con datos interesantes pero ejecuciones dispares.

Y la película casi lo logra, incluso de haber quedado en cliffhanger -cuasi literalmente- con los Asesinos escapando de Abstergo y teniendo que recuperar la Manzana del Edén -o quizá con la muy fácil excusa de que el Fruto no se encontraba en la tumba de Colón y una nueva carrera por hallarla en el Nuevo Mundo- la historia se encontraría mucho más cerrada y nos libraríamos de una infiltración cuya naturaleza no comprendemos, un montonal de Templarios huyendo de su oportunidad de eliminar a los últimos Assassins, y con Marion Cotillard actuando de modo extraño al final de una cinta ¡otra vez!

Pero no, ese último momento, por más que tiene una hermosa fotografía aquí y allá, se siente extraño en un mundo que está despertando de ver el mejor cierre de un blockbuster en la historia reciente del cine comercial, no había modo de que Assassin’s Creed superara ese icónico momento que la sepultó en la cartelera norteamericana, pero era posible encontrar un cierre un poco mejor.

– Te intercambio mi papel en el Universo DC por el tuyo en X-Men

SALTO DE FE

Como es Assassin’s Creed sin duda agradará a los fans de la saga, sus guiños extraños solo pódrán ser percibidos por los más entrados en los juegos, cumple para nosotros en generar algo de qué hablar hasta que la serie decida volver a nuestras consolas -si es que vuelve-, pero puede sentirse un poco extraña para el público en general.

Visualmente es una cinta que se agradece, su mayor pecado es su extraño final tras un par de secuencias muy sólidas en el pasado y en el presente.

Cuando llegas a tu destino y descubres que se te olvidó Kevin


Y tú ¿ya viste Assassin’s Creed? ¿Te gustó? ¿Has jugado los videojuegos? ¡Opina con nosotros!
Comparte esta nota:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on TumblrEmail this to someone
Acerca del autor

Jorge G.R.

Covacho fundador, cuyo corazón fue atravesado por la decadencia de Arrow. http://www.lacovacha.mx
Comentarios