David Harbour “defiende” el reboot de Hellboy

La más reciente versión cinematográfica de Hellboy recibió críticas negativas y tuvo una fría recepción de audiencias de todo el mundo. ¿Qué tan fría? Pese a un presupuesto de producción de 50 millones de dólares, la cinta dirigida por Neil Marshall recaudó menos de 22 millones en los Estados Unidos y apenas llegó a los 40 millones en todo el mundo antes de ser retirada de cartelera tras menos de un mes de exhibición.

Hace unos días surgió el rumor de que Netflix pensaba producir una serie acerca de Hellboy, pero esto ya fue negado por Mike Mignola, creador del personaje. Y la verdad es que se antoja complicado que alguien quiera hacer algo con la propiedad en estos momentos en que su imagen está tan deteriorada. Es obvio que la culpa no es del material de origen, pues los cómics son considerados entre lo mejor de las últimas décadas, y las películas dirigidas la década pasada por Guillermo del Toro, pese a una taquilla más bien modesta, recibieron buenas críticas tanto de profesionales como de la audiencia.

Hace unos días, en una entrevista para el portal de horror Bloody Disgusting, David Harbour, protagonista del reciente reboot, habló acerca de la película y, por difícil de creer, responsabilizó a las producciones de Marvel Studios por las malas críticas recibidas por Hellboy, mismas que considera injustas. Esto fue lo que dijo al respecto:

“El problema que tengo con las películas de cómics hoy en día es que creo, y esto es a causa del material de Marvel, que son como el chocolate. Es un sabor. Todo mundo sabe que el chocolate es delicioso y opinan que estos tipos hacen el mejor chocolate. Así que si Hellboy es juzgada dentro de ese espectro de gusto por el chocolate, le va muy mal… Creo que si la hubieran rentado o la hubieran visto en un avión, al final habrían dicho, ‘Oh, fue divertida’. Porque es una película divertida, y me parece injusto que sea tan maltratada como resultado de estas comparaciones”.

Y sí, comparar una épica de superhéroes como Avengers: Endgame con una cinta sobre un investigador paranormal de apariencia demoníaca no tiene mucho sentido, pero muchas otras películas recientes han probado suerte en otros géneros y encontrado éxito en distintos niveles, así que no hay razones para pensar que una historia más oscura o violenta no pueda funcionar en la pantalla grande, como Deadpool puede atestiguar.

Y la verdad, el intento de defensa de Harbour parece fuera de lugar en cuanto a tono e intención. Podría argumentarse que lo que dice es que si Marvel no hiciera películas tan buenas, la gente no esperaría que todas las películas de cómic sean buenas. También, dado el comentario de verla en un avión, parece insinuar que la gente no estaría tan molesta por el resultado si no hubiera tenido que pagar un boleto para verla en el cine. Como sea, no es una buena defensa.

Por otro lado, el momento en que se publican sus declaraciones también es desafortunado, pues se da de manera casi simultánea con el anuncio de que Harbour se integrará al elenco de Black Widow, cinta de Marvel Studios que acaba de iniciar su producción en Europa. ¿Será que después de esto el actor saldrá a decir que está feliz de integrarse a la fábrica de “chocolate gourmet” del cine?

Y ustedes, ¿vieron esta versión de Hellboy? ¿Creen que las críticas sean injustas, y que la película merecía una mejor recepción? ¿Hizo falta la mano de del Toro para que las cosas hubieran funcionado mejor?