Sobre la Academia y su burla de Oscar a Película Popular

DeROCHAndo Opiniones

La semana pasada la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas anunció la creación de una nueva categoría para los Óscares que se llamará el Premio a la Mejor Película Popular. Si bien los detalles aún no han sido revelados, como ¿a qué definen ellos una película popular?, por lo pronto podemos hablar de la intención detrás de esta nueva categoría.

Y EL OSCAR ES PARA…

En pocas palabras: Me desagrada bastante la creación de este premio, pero déjenme decirles por qué.

Los Premios de la Academia siempre han tenido dificultad para mantenerse relevantes entre el público general, y si bien son el galardón cinematográfico más reconocido (al asistente de cine promedio le dice más la frase “ganó un Oscar” que “ganó el Leon de Oro en el Festival de Cine de Venecia”), la verdad es que a la gran mayoría de las personas no les interesan estos premios fuera de un dato de trivia.

Esto se debe a la naturaleza misma de los Premios, ya que siendo honestos se trata de Hollywood entregándole premios a Hollywood, por lo que la ceremonia consiste en varias horas de ver a personas ridículamente ricas y bien parecidas darse palmadas en la espalda los unos a los otros mientras se dicen “que buen trabajo hicimos este año”.

Y eso está bien, la gran mayoría de los premios y festivales buscan reconocer películas dentro de cierto círculo, no tiene nada de malo que la Academia esté tan enamorada de sí misma, el problema es que no pueden aceptar ser irrelevantes para el resto del mundo.

Aquí es donde entran los premios a las películas populares.

Los ricos y famosos merecen una noche para restregarnos en la cara que son mejores que nosotros

ANIMANDO LOS PREMIOS

Esto no salió completamente de la nada, en el 2002 crearon el premio a la mejor película animada, para así poder atraer al público al que le gustan las caricaturas. Después en 2009 ampliaron la selección en la categoría de mejor película a 10, permitiendo a cintas como District 9 o Inception participar.

Pero el asunto es que estos cambios son meramente superficiales, solo es necesario ver la categoría de animación. Desde que fue creada, la selección de las películas la hacían personas que trabajaban dentro de este campo, es por eso que la lista de las nominadas solía ser en general  muy buena, aun cuando la ganadora la determinaba que película los nietos de los miembros de la academia fueron a ver.

Pero este año eso cambio, ahora la selección la hicieron el total de los miembros de la academia, por lo que terminamos con cintas como Jefe en Pañales y Ferdinand entre las nominadas, mientras que obras maestras como Batman Lego, Your name o A Silent Voice no fueron consideradas.

Simplemente, la Academia está conformada en su mayoría por personas mayores a las que no les importa mucho la animación y les prende ver historias ubicadas en la segunda guerra mundial o que tengan que ver con otros actores.  Ellos tienen una idea de lo que es buen cine y eso es lo que buscan premiar.

Hay una poderosa razón por la que Disney gana cada año – aunque a veces lo merezca

SIEMPRE A LOS PIES DE USTED (*)

El anuncio del “Premio a Mejor Película Popular” se siente como el más reciente intento de la Academia de mantenerse relevante sin corromper lo que es su esencia, o lo que ellos ven como su esencia: Van a premiar los blockbuster que les gustan a las masas, pero lo harán en su propia categoría, no las mezclarán con LAS PELÍCULAS DE VERDAD.

Esto crea un gran problema: Al establecer la calidad de una cinta por su origen y no por su mérito artístico, no puedes ser una película popular y al mismo tiempo ser un película de calidad. La Academia supuestamente premia a lo mejor del cine, y eso no debe de depender del origen o contexto de la película.

Hora de las confesiones, en lo que va del año no he visto un guión más impresionante que el de Avengers Infinity War. Sí, ríanse si quieren, pero se trata de una cinta que logra contar una historia que se siente sustancial e importante con más de un momento de verdad emotivo mientras continua con varias otras subtramas que ya existían, tiene su propio principio, desarrollo y final y al mismo tiempo deja en su lugar las cosas para una secuela, todo esto mientras se las arregla para manejar a un elenco de más de dos docenas de personajes, y al mismo tiempo presenta y desarrolla a un villano de verdad memorable.

Eso es digno de admirarse y estudiarse, digo, la mayoría de los escritores de cómics no lo logran, o ¿por qué creen que la mayoría de los mega eventos de Marvel y DC apestan? Y sí, creo que merece reconocimiento por todo lo que logra, pero no quiero que reciba un premio a “mejor guion en una película popular”, en vez de un premio para una “película de verdad”.

Y lo mismo aplica a todos los aspectos de una película, ¿por qué Judi Dench no recibió un premio por su excelente actuación en Skyfall pero sí uno por aparecer cinco minutos en Shakespeare Enamorado?, Claro, no es como si sus gavetas estén faltas de premios, pero aún así lo merecía. Supongo que ahora puede esperar a que creen la categoría de mejor actor/actriz de reparto en una película popular.

Entiendo que la Academia busca mantenerse relevante y atraer a más público, pero si realmente quieren eso debería ampliar sus horizontes y considerar, de verdad considerar, cintas de todo tipo. Ya lo han hecho antes, digo, el año pasado el premio se lo llevó la película con la muda que se quiere coger al hombre pez.

Pero esta categoría huele a condescendencia, busca reafirmar su importancia como el mayor galardón de la industria al darle una pizca de reconocimiento a todos los fans de las películas con superhéroes, dragones y robots gigantes, mientras ellos siguen dándose palmadas en las espaldas unos a otros.

¿Qué sacrifiqué para ganar este premio? Todo.

¿Tú qué pensaste cuando te enteraste de este premio? ¿Crees que sea una forma condescendiente de tomar en cuenta a los blockbusters? ¡Comenta con nosotros!