Frank Miller y Brian Azzarello ¡desenmascarados!

Ecos de La Mole

La conferencia estelar de La Mole 2018 fue nombrada “Caballeros Nocturnos” y contó con la presencia de Frank Miller y Brian Azzarello, escritores de Batman en distintas etapas, y Bernardo Fernández “Bef”, como moderador.

Sin duda la presencia de Miller fue el atractivo principal de todo el evento, que transucrrió en calma y con el entusiasmo de siempre, aunque con una visible baja en asistencia, muy probablemente por haber coincidido con dos eventos importantes en la Ciudad, uno deportivo y el otro musical.

Muchos esperaban que la conferencia de Miller fuera presentada en solitario y mostraron cierto descontento ante el anuncio de que sería tan corta (45minutos) y en compañía de Azarrello, pero cuando estuvimos en la plática fuimos testigos de cómo incluir al escritor de 100 Balas fue un acierto.

La actitud de Frank Miller dejó mucho qué desear. Sabemos que el escritor no es alguien fácil y no le gusta lidiar con la prensa, pero eso perjudicó un poco a aquéllos fans que esperaban verlo ansiosamente.

Para ver al autor de The Dark Knight Returns en La Mole tenías que haber pagado por su firma y no había opción de verlo a lo lejos, pues la mayor parte del tiempo permaneció en uno de los salones de la parte superior, custodiado por los voluntarios o la gente de seguridad.

Para la prensa no fue distinto, su asistente personal se encargaba de supervisar las fotografías que los medios le tomaban y si no le gustaban pedía que fueran borradas, por eso resultaba enigmático que en la conferencia se permitiera que todos los medios acreditados estuviéramos presentes con cámaras y sin ninguna petición especial al respecto.

La incógnita se despejó cuando Miller y Azzarello aparecieron en escena: ambos portaban máscaras de luchador (asistieron a presenciar una función de lucha libre la noche anterior).

Así qué chiste

Lo que al principio emocionó al público pues fue tomado como un gesto de empatía con la cultura mexicana, poco a poco dejó de parecer gracioso al notar que jamás se quitaron la máscara (bueno, sí, inmediatamente después de bajar del escenario). Así la gente que tal vez sólo pagó por ver en vivo la cara de la persona que creó las historias que los emocionan, se fue decepcionada pues no lo logró.

Pero ese no fue el único ¿desplante? de Miller durante la charla. Ante los cuestionamientos de Bef contestaba con monosílabos o respuestas muy escuetas, por lo que el moderador le pidió si podía elaborar un poco más y contestó; “No, no tengo qué”.

Ante esto y para aligerar un poco la charla que en un momento se sintió tensa, con un Bef comentando al público en español que “ya tenía miedo de preguntarle lo siguiente, no le vaya a pegar”, Azzarello fue el punto de convergencia que con sus comentarios aligeró el ambiente y provocaba que las participaciones de Miller fueran más extensas (Frank comentaba algo breve, entonces Brian intervenía con algún comentario derivado de lo que Miller decía y así provocaba que éste extendiera más sus intervenciones por darle réplica).

Entre las cosas a resaltar de las intervenciones de Miller están cuando se refirió a Daredevil y su importancia como escritor en la historia de Batman.

Del primero mencionó que sólo una vez tienes el tipo de golpes de suerte como el que él tuvo con Daredevil. Era un personaje muy apreciado por la editorial pero que de repente su escritor decidió abandonarlo por lo que él pidió hacerse cargo y se lo dieron, fue algo que no dejó pasar.

Con Batman dijo que su objetivo no era cambiar la historia del personaje, sino que tenía únicamente dos ideas principales en mente: quitarle ese horrendo círculo del pecho que parecía diana y divertirse escribiéndolo. Quería regresar a una etapa anterior del Caballero Nocturno donde lo veía reír mucho, con él reiría pero por motivos diferentes.

Azzarrello mencionó en dos ocasiones a Jim Lee y en ambas dejó entrever cómo es que se manejan las cosas en DC y por qué les salen tan mal: Comentó que le dijo abiertamente a Lee que no quería hacerse cargo de Superman y realmente no se sentía la persona indicada para hacerlo, pero Lee insistió. “Eso es lo que provoca que ocurran las cosas” -dijo- “cometemos errores y los corregimos o simplemente no lo hacemos”.

La segunda ocasión fue cuando le preguntaron cómo fue trabajar con Frank Miller en The Dark Knight III y contestó: “Tan malo como trabajar con Jim Lee”. Después se refirió a Miller como todo un personaje que parece andar disfrazado todo el tiempo y durante toda la charla pudimos apreciar que llevan una buena relación, sin embargo fue significativo que mencionara de este modo al co-editor de DC Comics.

Para estas alturas la charla ya transcurría de manera fluida y el mismo Miller intervenía con más frecuencia, pero también ya se acercaba el final por lo que no hubo mucho más qué aprovechar.

Pero si quieren conocer las palabras exactas de ambos escritores, les recomendamos ver nuestro vídeo de la conferencia en el Facebook covacho.

Compartir
Elizabeth Ugalde
Física, analista de big data, gamer y deceíta, de niña quería ser como la Mujer Maravilla, ahora puedes seguirla en Twitch como Vertandhi.