Hellboy: 22 años de negro, rojo y la belleza de lo extraño

Por Agustín “Pepper” Amezcua.

El heroísmo suele ser reflejo de perfección, vidas inmaculadas, sonrisas deslumbrantes y el amor del prójimo. Esto sería en un mundo perfecto que lamentablemente no existe. Es por eso que (al menos yo) preferimos a nuestros héroes más humanizados, no impecables, y capaces de fallar, pues de esta manera podemos vernos reflejados en ellos y quizá decidir volvernos un poco más valientes también.

Tal es la historia de Anung Un Rama, Hellboy para los cuates, ser demoniaco llegado a la tierra durante la segunda guerra mundial y por causas completamente fuera de su comprensión. El Rojo jamás vio en sí mismo a la bestia del apocalipsis, era simplemente un niño, y tal vez es por eso que se ha vuelto uno de los personajes más entrañables en la historia del cómic y quien, además, justo en este día y en 2016, cumple oficialmente veintidos años.

Tras una breve aparición en las páginas de John Byrne's Next Men, Hellboy debutó en su propia miniserie, Hellboy: Seed of Destruction
Tras una breve aparición en las páginas de John Byrne’s Next Men, Hellboy debutó en su propia miniserie, Hellboy: Seed of Destruction

Despierta al demonio
La historia de este demonio comenzó como un boceto de Mike Mignola que después evolucionó al concepto de un equipo de meta-humanos y seres paranormales muy al estilo X-Men (que más tarde se convertiría en el B.P.R.D.), y en el que Hellboy era sólo una pieza más, no la figura central.

Sí bien en principio Hellboy ni siquiera fue concebido como un personaje perdurable, las circunstancias se encargaron de volverlo indispensable. Mignola no había pensado en dedicarse al llamado “cómic de autor”, pues ya había trabajado para DC y Marvel. Pero fue justo su paso por X-Force, donde los fans ávidos por los Lee/Larsen/Liefeld aborrecieron su estilo, lo que lo hizo tomar la decisión de contar sus propias historias.

Versado en mitologías varias y al fin con un protagonista ideal para contar sus historias, Mignola ha llevado al rojo alrededor del mundo, de Japón a México, conociendo y enfrentando seres salidos de los mitos nórdicos y rusos, a vampiros de Europa central, e incluso a una momia azteca. Los viajes del rojo lo han enfrentado contra seres sobrenaturales pero, más importante, lo han enfrentado contra su propia naturaleza. Todos estos seres ven en Hellboy a un igual intentando pasar por un ser inferior, desdeñándolo por ello pero, como el mismo Rojo les ha dicho literalmente, “Bueno, eso me vuelve mucho mejor que tú”.

Hellboy nos enseña el verdadero significado de ser humano.

Richard Corben fue el primer artista en reemplazar a Mignola en las páginas de Hellboy.
Richard Corben fue el primer artista en reemplazar a Mignola en las páginas de Hellboy.

Caminando con zapatos de hierro
El comienzo de su vida editorial fue prometedor. Fue lanzado en Dark Horse bajo el naciente sub-sello Legend, responsables también de la exitosa Sin City, de Frank Miller, y contando con una historia de respaldo como Monkeyman & O’Brien. Hellboy estaba conquistando a su público. Seed of destruction, primera miniserie del personaje, tuvo un guión realizado por John Byrne basado en una historia de Mignola, pero todas las historias posteriores del personaje serían escritas únicamente por Mignola, a excepción de They that go down to the sea in ships, co-escrita por Joshua Dysart.

El mismo Mignola dibujó la serie durante doce años, siendo Makoma (2006) la primera historia del demonio que fue realizada por otro dibujante, el legendario Richard Corben. Desde entonces, diversos artistas han tenido el aspecto visual del Rojo en sus manos, desde Kevin Nowlan hasta Duncan Fegredo, aunque Mignola no se ha alejado por completo de esta área, pues se ha encargado de realizar las portadas para cómics y recopilatorios. Fue en 2012 que regresó a escribir y dibujar a su creación con la grandiosa Hellboy in Hell. Mignola ha asegurado en varias ocasiones que tendremos demonio para rato.

Una caja llena de ¿Maldad?
Ya hablamos sobre la creación y publicación del demonio favorito en los cómics (lo sentimos Etrigan), así que hablemos ahora del personaje. Llegado a la Tierra en una enorme bola de fuego durante la noche del 23 de diciembre de 1944, fecha corroborada por el propio Mignola, este ser de apariencia demoniaca y con una enorme mano de roca fue adoptado por el profesor Trevor Bruttenholm, quien le dio el cariñoso sobrenombre de Hellboy.

México también ha sido parte del misterioso mundo sobrenatural de Hellboy.
México también ha sido parte del misterioso mundo sobrenatural de Hellboy.

Se han concebido varios orígenes para el personaje: uno indica que es hijo de una bruja y un principe demonio, y que de acuerdo a una profecía estaba destinado a “nacer” en el lugar y fecha que lo hizo. Otro lo ubica como hijo del demonio Azzael y la bruja humana Sarah Hughes, supuesta descendiente de Morgana Le Fay, lo que convertiría a Hellboy en medio humano y en el último descendiente de Arturo Pendragon, lo que implicaría que es el legitimo rey de Inglaterra y portador de la mágica y legendaria Excalibur, misma que ya ha utilizado, aunque con cierto recelo.

Otro elemento misterioso en la mitología de Hellboy es su mano de piedra, la llamada “Mano derecha del destino”. Se supone que se trata de la llave que abrirá las puertas del infierno para desatar el ragnarok sobre la tierra, y ya se ha aclarado que no es la mano “original” del Rojo, y que podría darse el caso de que alguien más la pueda controlar sin su consentimiento. También se ha dado a entender que si Hellboy muere, la mano morirá con él, perdiendo todos sus poderes, y es por ello que Hellboy decidió resguardarla.

Siendo humano
Algo que sin duda ha ayudado a que los lectores se sientan identificados con el infernal personaje es que Hellboy ha luchado por establecerse como un “hombre común”, o al menos su idea de lo que esto significa. El Rojo es fiestero, indisciplinado, malhablado, impulsivo y siempre ha preferido golpear y después preguntar. Tiene fuerza sobrehumana y sus enemigos pocas veces son de este mundo, pero el Rojo simplemente busca ganarse la vida con un trabajo como todos nosotros.

Mignola unió fuerzas con el director tapatío Guillermo del Toro para llevar a Hellboy a la pantalla grande. ¿Cerrarán algún día la trilogía?
Mignola unió fuerzas con el director tapatío Guillermo del Toro para llevar a Hellboy a la pantalla grande. ¿Cerrarán algún día la trilogía?

Es esta cualidad la que hizo que el director Guillermo del Toro se inclinara a realizar dos cintas sobre el personaje, la primera de ellas ligeramente basada en Seed of destruction. Éstas cintas están entre las mejores que se hayan realizado basadas en cómics, y mucho se ha hablado sobre la posibilidad de una tercera parte, que hasta el momento no se ha concretado.

Hellboy ha estado presente en nuestras vidas por más de dos décadas, ya sea en cómics, figuras de acción, películas live action y animadas, juguetes, playeras y demás mercancía promocional. Esperemos que sobreviva al menos otros veinte años para que siga enseñándonos el valor y la importancia de mantener nuestra humanidad.


Este texto apareció publicado, en una forma ligeramente diferente, en el número 23 de la revista Comikaze, publicado en marzo de 2014.