Jonathan Strange & Mr. Norrell, de Susanna Clarke.

LIBROS

Esta es una novela publicada en el Reino Unido en 2004 que ganó toda clase de premios y reconocimientos, incluyendo el Hugo Award y el World Fantasy Award por mejor novela y el Locus Award a la mejor primera novela. Yo sabía de su existencia porque Neil Gaiman la recomendó en su momento, y la leí en 2007 gracias a que un amigo fue de vacaciones a San Francisco y me la compró allá luego de no haber encontrado el libro de Gaiman que le encargué.

Jonathan Strange & Mr. Norrell transcurre en Inglaterra a principios del siglo XIX. Pronto se nos explica que hace siglos el mítico Raven King, un humano criado por fairies (perdón por el anglicismo, pero nunca me ha gustado que se traduzca como “hadas”, pues esa palabra conjura -al menos para mi- la imagen mental de diminutas mujeres aladas) fue clave para el surgimiento y desarrollo de la magia inglesa, pero ahora tanto él como esa magia son poco más que una leyenda y hace siglos que no hay magos en el reino.

Al menos no hasta que aparece Gilbert Norrell, un peculiar caballero que ha dedicado su vida a estudiar en secreto cuanto libro mágico o de magia ha podido encontrar. Norrell pretende encabezar el resurgimiento de la magia inglesa, pero sus secretivos hábitos y su poco don de gente le ganan casi tantos críticos como admiradores.

Bloombury le tuvo tanta fe al libro que el tiraje original en pasta dura fue de 250,000 ejemplares.

Poco después de la aparición de Norrell aparece otro mago, Jonathan Strange, un joven rico e irresponsable que descubre casi por accidente su vocación y talento para la magia. Cuando Norrell y Strange se mudan de sus respectivas ciudades a Londres y se conocen, Norrell decide tomar a Strange como su discípulo, pero su hermetismo en cuanto al contenido de su biblioteca y su actitud respecto a cómo enseñar magia provocan que poco a poco se dé un distanciamiento entre ambos magos, con uno intentando revivir la vieja gloria sin necesidad de recurrir a los fairie y el otro insistente en que eso no es posible, pues la magia inglesa depende de esos seres.

Sus diferencias ideológicas los llevaran a adoptar públicamente posturas encontradas, y su enfrentamiento podría representar el fin de aquello que ambos buscaban rescatar.

Esta es la primera novela de Susanna Clarke, y resulta sorprendente el talento y habilidad con que cuenta su historia. Intercalando la historia de sus magos con pasajes reales de la historia, con apariciones de figuras históricas (Lord Wellington, Lord Byron, el Rey George), Clarke construye una entretenida novela de fantasía en la que combina elementos propios del género con la comedia costumbrista británica, emulando el esilo de escritores como Charles Dickens o Jane Austen, lo que resulta en algo distinto a todo lo que estamos acostumbrados.

El desarrollo de personajes es impecable y consigue desde los primeros capitulos que el lector se identifique o por lo menos simpatice con alguno de ellos, además de rodearlos de personajes de soporte creíbles y bien definidos. Se trata de un libro bastante extenso (800 páginas en el hardcover que se convierten en más de 1000 en paperback) pero que en ningún momento se siente largo o tedioso. Es uno de los mejores libros que he leído este siglo, y sin duda una de las mejores novelas de fantasía que he leído en mi vida.

La edición más reciente de la novela usa un póster de la miniserie de TV como portada.

La autora empezó a trabajar en una secuela en 2005, pero un par de años después comentó que el trabajo era complicado debido a su estado de salud. Más adelante se reveló que Clarke sufre de síndrome de fatiga crónica, y tristemente hace mucho tiempo que no se tienen noticias de que trabaje en la secuela o en cualquier otro libro.

Editorial Salamandra publicó una versión en español con el título de Jonathan Strange y el señor Norrell, y la edición más reciente es de hace un par de años y es relativamente fácil de conseguir, así que pueden disfrutar la novela sin necesidad de tener que conseguirla en inglés.

En 2005 New Line Cinema adquirió los derechos para adaptar la novela al cine con guion de Christopher Hampton (Dangerous Liaisons – Relaciones Peligrosas), y posteriormente Julian Fellowes, guionista de la excelente Gossford Park (Asesinato a la Medianoche), inició una revisión. El eventual colapso y desaparición de New Line frustró el proyecto, y fue hasta 2015 que la historia fue llevada a la pantalla, ahora en una miniserie de 7 partes producida y emitida por la BBC.

https://www.amazon.com.mx/Jonathan-Strange-Norrell-SUSANNA-CLARKE/dp/8498387302/