Opinión Enana |Los Ñoños, aliados del empoderamiento femenino

    Aunque se creen muy liberales, los fans de cómics, de aquí en adelante llamados los ñoños o la ñoñósfera, son realmente uno de los grupos más conservadores que hay. Sólo hace falta ver lo ofendidos que están porque Wonder Woman, Batgirl, Capitán Marvel, Ángela y Spider-Woman ya no traen trajes “sexys”.

    Porque en la mente del ñoño, esos dibujos sexys no son para complacer el male gaze (o sea, puro eye candy para los adolecentes de todas las edades). No, según ellos es una forma de EMPODERAMIENTO FEMENINO, y las feminazis no entienden que la ñoñósfera es un aliado y no el enemigo… siempre y cuando no le cubran el escote a Wonder Woman.

    Batgirl y Spider-Gwen, ¿por qué no muestran más piel? - la ñoñósfera
    Batgirl y Spider-Gwen, ¿por qué no muestran más piel? – la ñoñósfera

    El ñoño promedio, que se siente superior a esos fans de estupideces como Rápido y Furioso, no entiende que el género superheróico hace mucho que es identico a las franquicias de acción (como Rápido y Furioso), que son una sub-industria que hace su marketing pensando en mentes chaqueteras; igual que un mecánico, la ñoñósfera no entiende por qué la gente se ofende con imágenes de mujeres sexys semidesnudas y piensan que los ofendidos “seguramente son una bola de conservadores mochos ultra católicos mientras yo soy un ser sexualmente liberal”.

    El ñoño promedio nunca piensa que  la gente tal vez no se ofende con las imágenes de mujeres sexys, sino con el hecho de que tiene tapizado su espacio con puras imágenes de mujeres sexys semi-desnudas, algo que incluso ya convirtió en todo un género (te estoy viendo, J. Scott Campbell).

    Peor aún, el ñoño promedio siente que la actitud de “oye, igual y este personaje que es adolescente no tiene por qué andar semi desnuda, no es la intencion en esta historia que el lector se sienta atraido sexualmente por la protagonista, tal vez no necesitamos poses tipo Maxim”, es equiparable a “SER SEXY ES UN CRIMEN”, y hasta cree que hay una conspiracion en la industria para robarles todas sus imágenes de mujeres sexys.

    La Mujer Araña y el trasero de la discordia.
    La Mujer Araña y el trasero de la discordia.

    El ñoño promedio está tan acostumbrado a que todas sus lecturas incluyan senos y traseros en posiciones inhumanas (¿ya aceptaron que la Spider-Woman de Manara estaba mal dibujada o aún viven en el engaño?), que no concibe un mundo donde un personaje femenino no use trajes de baño para pelear, comer, dormir, ir al súper… y cree que si se dibuja a una mujer con los senos cubiertos es porque el artista o la empresa están criminalizando lo sexy. O peor, piensa que los editores son mochos que odian el sexo, no como los ñoños, ¡esos soldados del empoderamiento femenino!

    La Mujer Maravilla y su odio por los pantalones.
    La Mujer Maravilla y su odio por los pantalones.

     

    Por que claro, el traje de Wonder Woman donde muestra casi todo no es una estrategia de marketing para seducir a la mente chaquetera de los adolescentes de todas las edades, oh no, es porque la industria del cómic está a la vanguardia del empoderamiento femenino.

    Ay, si tan sólo esas lesboterroristas feminazis entendieran que la ñoñósfera no es un enemigo, es un aliado, nomás no nos quiten los escotes y las tangas de nuestros cómics de superhéroes.


    Colaborador | César Castañón
    Twitter | TheDwarf