Series Retro

La Rockola Covacha

Hacer esta selección fue aún más difícil porque no está acotada por décadas o géneros, solo se trata de las que a consideración de su servilleta, son los intros más representativos de series no animadas que fueron populares. Son esos intros que cantaste o no importa qué, cuando los escuchas, sabes claramente a qué serie se refieren.

Disculpas adelantadas porque segurísimo que se quedaron fuera muchos, solo va la aclaración de que para otro conteo quedarán las series ñoñas-nerdas e hiper populares. Dicho lo anterior, vamos con la música de La Rockola Covacha de esta semana, sin orden especial.

  • Esta serie es tan vieja que ya hasta tiene nueva versión (que no he visto, por cierto, ¿Ustedes sí?), pero el Magnum original de Tom Selleck es tan característico, que hasta Tom King le hizo una especie de homenaje en su run de Batman (para más detalles, chequen el Batman #78). La música es pegajosa y muy movida, buena para iniciar la semana.

 

  • Si hablamos de series vetarras, tanto los Locos Adams como la familia Munster se llevan el premio mayor en series populares que repitieron una y otra vez por televisión abierta en horario estelar, así que es muy difícil que alguien que haya vivido en los ochentas no las conozca. Van en pack porque la temática es parecida. Se observa la dinámica de una familia monstruosa que tiene un miembro “normal” al que ven como bicho raro y nos cuentan cosas cotidianas para ellos, pero que a nosotros nos parecerían fuera de lugar. Sus personajes permearon tanto en la cultura pop, que aún hoy en día se pueden observar referencias a ellos, que si bien están basados en personajes clasicos como el monstruo de Frankenstein, Drácula, las mujeres vampiro, etc, sus versiones siguen siendo muy utilizadas, en parte porque a menudo vemos nuevas versiones de ellos en películas o series.

 

  • Hubo un tiempo en el que soñábamos con tener un auto que se manejara solo, nos hablara y tomara decisiones por nosotros, era tan difícil de imaginar, que hubo una serie que mostraba sus aventuras llamada El auto Fantástico. Kit, el auto, pertenecía al gobierno y era un elemento de alta tecnología ultra secreta. Ok, pues resulta que hoy en día Kit se queda corto, pues ya existen autos que hacían todo lo que él podía y más. Claro, aún no están al alcance de todos $$$, sin embargo, es seguro que a medida que se sigan produciendo lo estarán. ¿Querrían ustedes uno? Pero el punto importante de la Rockola, es que su música es de tipo modernista, con sintetizadores queriendo dar la apariencia de un robot o tecnología asociada. Puede que lo logre o no, pero lo cierto es que es inconfundible.

 

  • La Nana Fine era todo un personaje, una chica sin demasiada preparación, voz chillona, gusto por la ropa poco convencional y una mamá medio loca, se convirtió de la noche a la mañana en niñera de los hijos de un afamado productor musical de Brodway. Contra todo pronóstico, logra ganarse a los niños y educarlos bien, dándoles buenos valores y contantemente somos testigos de la tensión sexual entre ella y su jefe. Una historia de Cenicienta modificada que era divertida y tenía un intro igual de divertido hecho en animación, lo que le daba un toque especial., así era La Niñera.

 

Otro hitazo que lanzó a la fama a quien actualmente es uno de los actores de Hollywood mejor pagados, fue El príncipe del rap, que por supuesto, tenía mucha música en sus episodios y su intro era un rap interpretado por su protagonista, Will Smith, por supuesto.

 

  • Este es un caso especial, en el que una serie toma una melodía popular y termina adueñándosela hasta el punto de que es imposible escucharla sin pensar en Kevin Arnold y su adolescencia. La melodía interpretada por Joe Cocker, es en realidad un cover de una canción de los Beatles incluída en su material “Sargento Pimienta“, y daba inicio a la serie que noche a noche transmitió por años lo que en aquél entonces era Imevisión y nos contaba Los Años Maravillosos, es decir, la etapa de secundaria, de un chico que vivía en los suburbios. Era una serie conmovedora que lograba que te identificaras con alguna de sus historias, fuera el desamor, la lucha entre hermanos, la situación tensa de tu país, los cambios de la adolescencia, etc.

 

  • Pero si hablamos de problemática entre hermanos ¡Malcolm el de en medio se lleva el premio mayor! Hay un dicho que dice que “uno no escoge a la familia” y aquí nos lo ponen de manifiesto y parecen echarlo en cara una y otra vez, pues los hijos de Hall y Lois, unos padres de clase media baja, no podrían ser más diferentes. Vemos cómo la mamá tiene que educar no solo a sus hijos sino a su marido también que a veces resulta más torpe que los chicos, cómo pelea constantemente con el mayor que todo le recimina y cómo el sabiondo se cree que no lo merecen y constantemente los hace menos, solo para terminar tragándose sus palabras. Malcolm es una serie muy divertida y susa años en televisión abierta lo avalan. Generación tras generación conoce su intro caótico (igual qu la serie), porque sin dudarlo tendrá algo con qué llegarle a cada una-

 


Bonus Covacho

 

En realidad no hay una razón especial para poner a esta serie aquí, salvo que arriba ya estaba muy lleno. Salvados por la campana aparece aquí por ser la serie más popular entre el boom de series de chicos preparatorianos que llenó la televisión en los ochentas y noventas.

 

Hoy tenemos a Baby Yoda, pero antes estuvo el nene consentido, suavecito y abrazable, que a decir verdad, era una piedrita en el zapato para quien tenía que cuidarlo. Dinosaurios era una serie con esos animales del periódo Triásico antropomorfos que vivián en una sociedad tan parecida a la nuestra y que se reduce a nada. En ese sentido, la serie retrataba con humor los defectos de la era en qué vivimos y hacía una constante cítica a la vez que un llamado de atención. Pero como dije, no todo era regaños, de hecho ni lo parecían, se la pasaban con ese humora sarcástico y musicalizando los problemas.

 

Nuestro compatriota postizo, aka Drake Bell, se hizo popular por aquélla serie que protaginizaba junto a un gordito simpático que actualmente de gordito ya no tiene nada. Drake y Josh contaba la historia de dos hermanastros que lograron acoplarse tan bien, que formaron un lazo tan fuerte como el de los hermanos de sangre. A partir de esta serie surgieron otras, como I Carly, Sam y Cat, pero probablemente el empuje que tuvo Drake y Josh no fue igualado por ninguna otra. Su intro lo canta Drake, por supuesto, quien en ese entonces despegaba como estrella adolescente.